Orejas de Carnaval




Las Orejas son el dulce más típico del Carnaval aquí en Galicia. Junto con las filloas (muy similares a las crepes francesas) y las chulas de calabaza, están presentes en prácticamente todas las casas y llenan los escaparates de pastelerías y panaderías.

Las orejas son dulces de fritura, crujientes, huecas y cubiertas de azúcar glass. Su preparación es muy sencilla, y sólo hay que tener un poco de maña a la hora de freírlas, para que queden bien crujientes y no lleguen a quemarse.

En mi casa siempre suele hacerlas mi suegra, Loli, y la verdad es que las borda. No he probado orejas más sabrosas que las que ella hace, y por eso os dejo su receta, con mi toque personal, tanto para prepararla a mano como si tenéis Thermomix.

Ingredientes

  • 75 gr de Manteca de vaca
  • 2 Huevos
  • 50 gr de Azúcar
  • 1 cucharadita rasa de Levadura química
  • 1 pizca Sal
  • ½ copita Ron
  • ½ copita Agua
  • Aproximadamente unos 350 gr de Harina

Preparación tradicional

  • Pulverizamos unos 100 gramos de azúcar con una picadora o molinillo de café. Lo reservamos.
  • Ponemos la manteca en un bol en el microondas a baja potencia en tandas de 10 segundos hasta que se ablande. 
  • Trabajamos la manteca y le agregamos el azúcar y la pizca de sal, batiendo bien hasta integrar todos los ingredientes.
  • Agregamos los huevos, de uno en uno, mientras batimos.
  • Trabajamos bien y agregamos el ron y el agua. Mezclamos todos los ingredientes.
  • Mezclamos la harina y la levadura y la tamizamos sobre la mezcla anterior.
  • Mezclamos bien y trabajamos con las manos.
  • Ponemos la masa sobre la mesa y amasamos hasta conseguir una masa elástica que no se pegue a los dedos, para lo que  rectificaremos con la harina necesaria.
  • Dejamos reposar la masa un cuarto de hora aproximadamente.

Preparación con Thermomix

  • Con el vaso bien seco, agregamos unos 150 gramos de azúcar y la pulverizamos con 4 o 5 golpes de turbo. Reservamos.
  • Sin lavar el vaso, agregamos la manteca de vaca y programamos 2 minutos, 37º, velocidad 3.
  • Agregamos el azúcar y la pizca de sal, y la ponemos a velocidad 4 y sin tiempo.
  • Agregamos los huevos, de uno en uno.
  • Agregamos el ron y el agua.
  • Mezclamos la harina y la levadura y la tamizamos sobre la mezcla anterior.
  • Programamos 2 minutos velocidad Espiga, y vamos viendo, por el bocal, si la masa se despega de las paredes del vaso. Si no es así, agregamos un poco de harina y amasamos un poco más hasta que veamos que se despega de las cuchillas y no deja restos.
  • Dejamos reposar la masa un cuarto de hora aproximadamente.

Cómo freír las orejas



  • Ponemos al fuego una sartén con Aceite de Oliva suave (0,4º como máximo) y un trozo de cáscara de limón, para quitarle el sabor al aceite.
  • Mientras tanto, separamos pedazos de masa del tamaño de una ciruela y los vamos estirando sobre una superficie de trabajo con ayuda del rodillo, que podemos engrasar con un poco de aceite.
  • Cuando la masa esté tan fina que ya no puedas estirarla más, córtala con un cortapastas en trozos del tamaño de una lata de conserva, más o menos, y con la forma que más te apetezca: rombos, cuadrados, tiras, redondeados...
  • Cuando el aceite esté bien caliente, agrega las tiras de masa. Si está a la temperatura adecuada, la masa empezará a inflarse como un globo, tomando esa forma tan particular que les da nombre.
  • Controla la temperatura para que ni las orejas ni el aceite se quemen, y dales la vuelta cuando empiecen a dorarse, porque esta masa es muy fina y se fríe muy rápido.
  • Retíralas cuando estén doradas y déjalas escurrir bien.
  • Espolvorea azúcar glass por encima.

Entradas populares